fruit basket

A la sencillez y más allá

¿Está usted demasiado ocupado? ¿Está sobrecargado su horarioCuando las cosas no encajen, comience a eliminar. 

"“Hay belleza y claridad que proviene de la sencillez y que a veces no apreciamos en nuestro anhelo por soluciones complejas.” —Dieter F. Uchtdorf"

¿Se siente agobiado?

Usted no está sólo. La vida es un acto de equilibrio. Entre asistir a clases, ir al trabajo, cuidar a sus seres queridos, cumplir con llamamientos y mucho más, la vida puede ser abrumadora. En un mundo lleno de más opciones y distracciones que nunca, es fácil sobrecargar su horario. De hecho, estamos tan acostumbrados a estar ocupados que podríamos continuar este ritmo incluso durante momentos arduos y difíciles en nuestras vidas.

El presidente Uchtdorf ofrece una solución

En un discurso de la conferencia general de octubre de 2010, “De las cosas que más importan,” el presidente Dieter F. Uchtdorf nos insta a elegir la sencillez y concentrarnos en lo esencial. Los elementos esenciales incluyen el evangelio de Jesucristo y cuatro relaciones claves con Dios, con nuestras familias, con nuestros semejantes y con nosotros mismos.

En especial, necesitamos enfocarnos en relaciones al pasar por momentos difíciles. El presidente Uchtdorf dice que, aunque no podemos ver los beneficios de inmediato, “hay belleza y claridad que proviene de la sencillez y que a veces no apreciamos en nuestro anhelo por soluciones complejas.”

En lugar de acelerar o seguir el ritmo apresurado al enfrentar obstáculos, el presidente Uchtdorf sugiere que “[marchemos] a la velocidad óptima de nuestras circunstancias, [nos centremos] en lo relevante, [elevemos] la mirada y veamos realmente las cosas que más importan.”

El poder de la sencillez

El presidente Uchtdorf ilustra maravillosamente el poder de la sencillez mediante este ejemplo convincente de nuestro Salvador Jesucristo: “En medio de la multitud de voces y opciones, el humilde Hombre de Galilea sigue con las manos extendidas, esperando. Su mensaje es sencillo: ‘Ven, sígueme.’”

Mientras seguimos con nuestras vidas ocupadas y nuestras interminables listas de tareas, que siempre recordemos escoger la sencillez, ir un poco más despacio y seguir a nuestro Salvador.

Vea o lea lo que dice el presidente Uchtdorf sobre las bendiciones de vivir una vida sencilla en su discurso “De las cosas que más importan.”

Fuente: lds.org
—Rachel Rubio, Mormon Insights

Traducido por Edgar Coral, Mormon Insights

Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *